Quien no ha tenido “roomies”… ¡NO ha vivido!


a-veces-no-quieren-verse-las-caras

Antiguamente (bueno, no tanto, hace unos diez años o más) los roomies eran los compañeros con quienes compartías tu habitación o departamento mientras estudiabas la universidad -sobre todo si ya habías dado el salto fuera de tu ciudad natal o país-, incluso la preparatoria, pero definitivo que era una palabra estrechamente ligada a la vida de estudiante.

Hoy en día los roomies rebasan incluso los 50 años de edad, y puede ser que más… El concepto se ha transformado tanto y ha adquirido tal fuerza, que la palabra sale a flote en nuestras conversaciones con más frecuencia de la que notamos. Los roomies son parte importante de la vida moderna. Hoy se es roomie de alguien no porque se estudie en la universidad y se ha salido de la ciudad natal, con frecuencia la intención principal es solventar los altos costos de la vida actual, o simplemente para no vivir solo, para hacer vida en común aunque uno ya no se case ni tenga hijos a pesar de haber cumplido más de 35 ó 40 primaveras.

.old_roommates

Me atrevería a asegurar que todos, o al menos la mayoría, hemos vivido alguna experiencia con roomies. No tiene que ser directa, no, probablemente hay mucha gente que aún vive con sus padres y no tiene planeado dejar de hacerlo; pero todos hemos convivido con alguna pareja o familia de roomies, ¿o no? Te propongo un ejercicio: ¿en qué piensas cuando te dicen la palabra “roomie”? ¿Cuántos tipos de roomies habrán en el mundo? Veamos…

  1. Roomie antisocial que se encierra en su cuarto y se lleva los trastes poco a poco
  2. Roomie que te enseña a cocinar
  3. Roomie que se vuelve tu hermano (o hermana)
  4. Roomie que se come tu jamón y tus galletas
  5. Roomie que escucha tu misma historia todas las noches y respira pacientemente
  6. Roomie a quien escuchas por las noches, y no precisamente sus historias…
  7. Roomie que azota todas las puertas cuando estás durmiendo
  8. Roomie que se pone tu ropa y te das cuenta porque no la lava
  9. Roomie que ensucia la casa, no limpia, y luego avienta la mugre hacia los rincones
  10. Roomie que te alegra la vida con una sonrisa y una taza de café
  11. Roomie que te ha visto en las peores fachas (qué oso, ya ni tus mejores amigos…)
  12. Roomie que se toma tus cervezas con sus amigotes y no te deja ni una
  13. Roomie que no paga a tiempo la renta o que logra que te corten algún servicio
  14. Roomie que se lleva con tu pareja mejor que tú!!!
  15. Roomie que se casa… y que se va de la casa

No necesariamente son distintos roomies, el mismo te puede dar todo esto y más. Vivir de roomies es un constante mix de azúcar y sal, como es la vida en general.

maxresdefault

Puede que los roomies no estén estudiando nada pero sin duda están aprendiendo algo que no se enseña en ninguna escuela. Están aprendiendo a vivir en comunidad. Es todo un reto vivir con roomies, y quien diga que no es así es porque no lo ha hecho. En verdad se necesitan agallas para vivir de roomie de alguien. Sin importar el género ni la edad de los roomies, no hay nada como verlos un domingo a mediodía “fodongueando” por toda la casa, con el pelo enmarañado y rascándose una y otra parte de su cuerpo de vez en vez, sin pena… Sobre todo ahí los tienes, muy naturales, sin afanes de pretender ser alguien, o de sostener la imagen que convencionalmente muestran al mundo por el resto de la semana, simplemente se dejan SER.

chimoltrufiacalcetines

Hace sentido vivir de roomies. En esta época de las economías compartidas (es real, y hoy más que nunca cuando los millennials nos demuestran que se puede compartir casa, auto, despensa, parejas…) vale más vivir con quien uno quiere, pero jamás por obligación (aceptémoslo, muchas familias y matrimonios se viven más bien como una obligación, pero ese ya es otro tema que quizá abordemos después). El roomie te educa para una vida compartida en armonía, o por lo menos desarrollas una tonelada de paciencia. Ir a vivir con roomies te saca de la burbuja de tu familia donde creías todo mundo tiene que aguantarte como eres (quizá ahora valores más a tu mamá…). Si lo ves bien, vivir con roomies te hace una mejor persona, más civilizada, más consciente de las necesidades e intereses de otros, te enseña a negociar y a conciliar diferencias. Es una experiencia que te inicia en la vida de adulto, tengas la edad que tengas. Es más, si nunca has tenido un roomie, te invito a que busques uno y te sumerjas en la aventura. No tienes nada que perder, y sí mucho que ganar. De la vida en común con roomies surge de todo, yo lo he visto: nacen grandes amistades y aún más grandes enemistades, hermandades, romances y desencuentros, sociedades, oportunidades de trabajo, las mejores fiestas, proyectos de vida, ideas de negocio, grandes recetas, viajes insospechados, pero sin duda, experiencias de vida que jamás se olvidan.

tips-para-vivir-com-roomies

Los roomies se vuelven tu familia porque conocen mucho más de ti que hasta tus mejores amigos. Son como hermanos no biológicos, con quienes forjas amistad, pero una muy diferente a la que tienes con tus “mejores amigos” porque justamente saben demasiadas cosas de tu persona, más de las que tu mismo(a) sabes. ¿Lo habías pensado?

¡Debería existir un día de los roomies! Son grandes maestros en la vida de adulto, y sin duda parte de las familias del siglo XXI. ¡Salud por los roomies!

En honor a Emma, Mel, Verito, Rubén, Miriam, Hariam, Tito, Sofía, Andrés, Ricardo, Karen, Bob, Katlheen, Rubén II, Elías, Tania, Walter, Cocoy, y quienes estén por venir.

 

Categorías:Sin categoríaEtiquetas: , , , , , , , , , ,

18 comments

  1. Es la primera vez que hoygo el termino roomies, y si creo que hubo una temporada ya hace como 2 decadas que tuve la oportunidad de conocer a mis mejores amigos hasta el dia de hoy. me gusto la clasificacion que les das a cada tipo de roomies jajaja aun no entiendo el termino ni de donde proviene.

    Le gusta a 1 persona

    • Hola Álvaro! El término proviene de la palabra en inglés “room-mate” (compañero de cuarto), es una contracción de la misma y se refiere a las personas que comparten vivienda!! Espero que este nuevo descubrimiento te resulte interesante. Un abrazo!

      Me gusta

  2. Muy buen articulo, facil de leer y es real lo que dices los “roomies” son la familia de esta nueva epoca…

    Le gusta a 1 persona

  3. Me encanto y me identifique mucho!! Que importancia tienen l@s roomies en nuestra vida y pocas veces nos detenemos a pensarlo y/o agradecerlo. Que vengan mas temas alegres como este, felicidades!!!

    Le gusta a 1 persona

  4. Hola Osvaldo me gusta leer asi que a pesar que es bastante texto lo lei, cuando estuve en Espana tuve que compartir piso pero menos mal no tuve problemas tan complicados

    Le gusta a 1 persona

  5. Sin duda alguna un roomi llega a formar parte de tu vida .

    Y no sólo con quien comparte esa vivienda contigo.
    Yo personalmente puedo decirte que siendo la mamá de uno de ellos, tengo hasta hoy el mejor de los recuerdos de cada día compartido .
    Fue tiempo de calidad vivida y de donde tú llegaste a formar parte de nuestra familia,
    el hermano de vida y un amigo incondicional .
    Un roomi que sin duda dejo una gran huella en nuestro corazón.
    Felicitaciones por esta publicación y todas las que tan certeramente nos compartes.
    Mis aplausos .

    Le gusta a 1 persona

  6. Yo nunca tuve oportunidad de vivir con un roomie a lo mucho que llegue es a compartir habitación con alguien en algún curso largo o en habitaciones por cuestiones de trabajo y me toco de todo; a veces la experiencia fue buena en la mayoría de la veces ; otras no tanto . No se que sería convivir con gente por más tiempo . Te debe de volver más tolerante y flexible a la larga pienso
    Interesante tema.

    Le gusta a 1 persona

    • Así es May!! Principalmente ese es el punto clave del artículo. Vivir con gente extraña y que no tiene que tolerarte a la fuerza, te enseña mucho en cuanto a relaciones, negociación, paciencia, etc. Tú sabes bien de eso porque el matrimonio es similar. Un abrazo!!

      Me gusta

  7. Cómo siempre , excelente artículo !

    Yo era el roomie antisocial jajajaja le atinaste en el primer punto .
    Tienes razón, gracias a tener roomies he aprendido a ser más tolerante , más empatico ;Ha sido enseñanza única que no se puede adquirir mas que de forma empírica y me ha ayudado en mi área tanto profesional como personal …

    Gracias por compartirlo !

    Le gusta a 1 persona

  8. Osvaldo, me gustó mucho tanto el tema, como el desarrollo del mismo.

    Me sentí completamente identificado, ya que en las dos oportunidades que he tenido de vivir la experiencia, te llevas, como tu lo mencionas, muchos aprendizajes, consejos, grandes amigos y enemigos.

    No dejes de escribir.

    Saludos.

    Adrián S.

    Le gusta a 1 persona

    • Muchas gracias Adrián!! Creo que todos quienes hayamos compartido casa con alguien que no es de nuestra familia, así sea por unos días, hemos pasado por alguna de esas situaciones que nos enseñan a ser más flexibles, a tolerar a otros seres humanos, a aprender del ejemplo de ellos. Es una gran fuente de aprendizaje!! Gracias por tu comentario Adrián!!

      Me gusta

  9. Rooms! Te quedo muy padre el texto, se extrañan esos días en que compartíamos tantas cosas. Te mando un abrazo y mucho éxito con tu blog. Saludos!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: